De blanco y de gris

Reforma integral de vestíbulo

· Eixample · Barcelona · España (2016-2017)

El proyecto consiste en la reforma del vestíbulo de un edificio plurifamiliar, la mejora del acceso actual al ascensor y la eliminación de barreras arquitectónicas.

El proyecto modifica el recorrido existente hasta el embarque del ascensor, eliminando la parada del primer rellano de escalera y abriendo un nuevo embarque en semi-sótano, para así poder dar acceso a este punto mediante una rampa que dará conexión desde la cota de calle.

El criterio de actuación tiene como objetivo el de conservar las características arquitectónicas y mejorar las estéticas de los espacios comunes del vestíbulo existente. Se eliminó todo el panelado de madera oscura en paredes y se substituyo el suelo existente por mármol blanco, otorgando más calidad al vestíbulo y con la finalidad de aportar luz. Se amplio el hueco de fachada de la puerta de acceso a la finca, y se reemplazó el cerramiento de cristal, ganando profundidad y aportando luminosidad al interior.

Colaboración con Toní Soler, Arquitecto